Cómo administrar medicamentos a tu mascota.

Es posible que tu perrito o gato caiga enfermo en algún momento de su vida, y que el veterinario recete un determinado medicamento que debe tomarse en casa. Siempre hay que seguir las instrucciones que haya dado el profesional y ofrecer el medicamento en la dosis y tiempo indicado. Nunca hay que administrar un medicamento por cuenta propia, siempre hay que seguir las indicaciones del veterinario.

La manera más fácil de administrar un líquido o una pastilla es mezclar la dosis indicada con una cantidad pequeña de comida. Previamente y para evitar las suspicacias del perro, se le puede ofrecer la misma cantidad de alimento pero sin medicación. No hay que mezclar el medicamento con toda la ración de comida, ya que si no se la come tampoco tomará la dosis de medicina.
Recuerda que:

  • Nunca hay que forzar de manera brusca al animal a tomar una medicación, porque atragantarse o agredir al propietario.
  • Es importante escoger una habitación tranquila y no mostrar nerviosismo frente al animal, porque puede hacer más difícil la aplicación del tratamiento.
  • Nunca hay que coger al animal en brazos para darle la medicación, es mejor que esté en una superficie estable.
  • Soplar suavemente en la nariz de la mascota o acariciarla favorece la deglución del producto.
  • Siempre hay que recompensar al animal con gestos o palabras o bien con alguna golosina.

Si el animal está en ayuno, escupe el trozo, o lo vomita y en definitiva es imposible darle la medicación, puedes ponerte en contacto con tu veterinario para que te indique que protocolo seguir para que tu animal complete su tratamiento. Recuerda que si tu perro o tu gato no se toma las medicinas va a ser complicado que el animal se recupere.

Posts Relacionados

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *